Toda la península, y lógicamente también Zamora, está a las puertas de una ola de calor que dejará temperaturas por encima de los 40 grados en la práctica totalidad del territorio.

Según las previsiones de la AEMET, una “masa de aire cálido africano” entrará por el sur dejando temperaturas muy altas que en algunos casos podrían superar los 42 ó 43 grados en el sur de la península.

Las noches serán también muy calurosas y está previsto que no bajen de los 20 grados, llegando en algunos casos a mínimas de 25 grados.

Las agencias meteorológicas prevén un verano más caluroso de lo normal.