La Jefatura de la Policía Municipal de Zamora ya ha puesto en marcha la instrucción para que los Agentes intensifiquen el control sobre la utilización de las  tarjetas de aparcamiento que expide el Ayuntamiento de Zamora para el colectivo de personas con discapacidad, en cumplimiento del Real Decreto 1056/2014, de 12 de diciembre, por el que se regulan las condiciones básicas de emisión y uso de la tarjeta de estacionamiento para personas con discapacidad.

El 1er Teniente Alcalde y Concejal de Seguridad Ciudadana y Movilidad Antidio Fagúndez y el Jefe de la Policía Municipal Tomás Antón se han reunido con  los representantes del colectivo de personas con discapacidad José Luis Calvo y Mª del Pilar Campos con el fin de recoger propuestas tras haberse detectado en algunos casos la utilización irregular de las Tarjetas con fines de aparcamiento y estacionamiento en plazas reservadas y zona ORA por personas que no son las titulares de la tarjeta y no tienen declarada ningún tipo de discapacidad, principalmente familiares y allegados que las utilizan para fines particulares en ausencia de la persona titular de la tarjeta de discapacidad.

A este respecto el 1er Teniente Alcalde y Concejal de Seguridad Ciudadana y Movilidad y el Jefe de la Policía Municipal ser remiten al Real Decreto 1056/2014 establece meridianamente claro que  “la tarjeta de estacionamiento se expide a favor y en beneficio de una persona a título particular para su utilización en los vehículos que utilice en sus desplazamientos. Dicha  tarjeta “será personal e intransferible y utilizada únicamente cuando la persona titular conduzca un vehículo o sea transportada en él”.

Por lo tanto, y teniendo en cuenta que el Ayuntamiento de Zamora tiene expedidas en la actualidad unas 800 tarjetas de estacionamiento para personas con discapacidad en el municipio, con validez para todo el territorio nacional y de la Unión Europea, la instrucción de la Jefatura pretende que los Agentes de Policía Municipal comprueben el cumplimiento de lo preceptuado en el Real Decreto Real Decreto 1056/2014 al objeto de evitar prácticas irregulares y fraudulentas de las tarjetas que perjudican al colectivo de personas de discapacidad cuando se utilizan las plazas de aparcamiento con personas que no son discapacitadas.

En el mismo sentido la Jefatura de la Policía Municipal también ha puesto en marcha la instrucción a los Agentes para que los vehículos que aparquen o estacionen en las plazas reservadas para personas con discapacidad sin la tarjeta de estacionamiento o utilizando la tarjeta de estacionamiento de manera irregular sean sancionados y, en su caso, se retire de inmediato el vehículo a través del Servicio Municipal de Grúa.

Los máximos responsables municipales de Seguridad Ciudadana y Movilidad han insistido en que la tarjeta de estacionamiento es personal e intransferible y que todas estas medidas se hacen a favor del colectivo de Personas con Discapacidad, haciendo un llamamiento al civismo y a la solidaridad con las personas que de verdad necesitan las tarjetas y las plazas de aparcamiento.