La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) de Castilla y León ha convocado una concentración el próximo día 20 contra la Junta de Castilla y León, tras rechazar el Consejo Autonómico del sindicato independiente -su máximo órgano decisorio- una propuesta de la Junta sobre flexibilización horaria, “que supone un parche a la reivindicación de las 35 horas”, según informa el sindicato en un comunicado.

Esa concentración, que se hará frente a la Consejería de Presidencia, será la primera movilización de otras que puedan convocarse, “si la Junta no cambia de actitud, ya que está bloqueando el cumplimiento de diversos compromisos alcanzados, encaminados a la recuperación de derechos arrebatados a los empleados públicos de la administración autonómica desde el año 2010”.

Tras varias reuniones celebradas con diversos responsables de la administración Autonómica, CSIF lamenta que “no se hayan puesto encima de la mesa propuestas asumibles, que permitan cumplir los acuerdos pendientes, y que los empleados públicos de nuestra Comunidad recuperemos nuestras condiciones laborales y derechos perdidos, lo que evidencia una indiscutible falta de voluntad negociadora”.

CSIF recuerda que el pasado marzo de 2018 se alcanzó un importante acuerdo con el Gobierno, más concretamente con el Ministerio de Hacienda, sobre retribuciones, estabilidad laboral, oferta de empleo y recuperación de condiciones laborales y derechos perdidos. A partir de ese momento, “desde CSIF esperábamos que la Junta de Castilla y León también cumpliese sus compromisos adquiridos con esta organización sindical, y posibilitara la recuperación de los derechos arrebatados a los empleados públicos desde 2010”.

Ante el bloqueo que está mostrando la Junta de Castilla y León a las reivindicaciones de CSIF, “desoyendo una vez más a los representantes legales de los trabajadores y, por tanto, ignorando los intereses y derechos de sus propios empleados, el Consejo Autonómico de CSIF, máximo órgano de gobierno de esta organización sindical independiente en Castilla y León, anunciamos un calendario de movilizaciones que se iniciará con una gran concentración el próximo día 20 de junio, frente a la Consejería de Presidencia, en Valladolid, a las 12:00 horas.”

CSIF exige a la Junta de Castilla y León “una negociación real e inmediata para la recuperación de los derechos arrebatados durante la crisis, haciendo honor a la voluntad negociadora tan reiterada por los propios responsables de la Junta”. CSIF denuncia también la actitud de la Junta en su contra, ya que siendo el sindicato más representativo de los empleados públicos de la administración autonómica, está viendo como la Junta desvía la negociación de diversos asuntos de ámbito laboral, que deben tratarse en la Mesa de Negociación General de los Empleados Públicos de la Junta, al llamado Diálogo social, “lo que además de ser ilegal -y nos obligaría a acudir a los tribunales- supone un exclusión vergonzante de CSIF, el principal sindicato de los empleados públicos”.