Agentes de la Guardia Civil procedieron el pasado lunes a la detención de una persona por varios delitos contra la seguridad del tráfico, desobediencia y atentado contra agente de la autoridad. El hombre detenido se saltó dos controles en la localidad de Toro, conduciendo su vehículo de forma temeraria. Una vez detenido, intentó por varias veces agredir a los agentes, así como se negó a la realización de las pruebas toxicológicas.

La USECIC de la Comandancia de Zamora, que prestaba servicio de orden público de seguridad ciudadana en la romería del Cristo de Las Batallas, recibió e la comunicación de una patrulla territorial que prestaba servicio por la comarca toresana, comunicando que un vehículo realizaba maniobras extrañas y ante la presencia de los agentes había abandonado el lugar a gran velocidad, realizando una conducción temeraria que ponía en riesgo a los demás usuarios de la vía, llegando en un momento de la huida a colisionar con un vehículo estacionado.

Ante esta situación los componentes de la USECIC, apoyados por la patrulla territorial, cerraron las posibles vías de huida, llevando a cabo una minuciosa vigilancia para intentar localizar al vehículo referido.

Tras varias horas de búsqueda se consiguió localizar e identificar al conductor en las calles del polígono industrial de Toro, siendo un varón de 38 años de edad y nacionalidad extranjera, con domicilio en esa localidad.

El detenido, y las diligencias instruidas fueron puestos a disposición del Juzgado de Toro.