La Junta de Gobierno del Ayuntamiento de Zamora ha aprobado este martes la adjudicación para renovar las aceras más deterioradas de la ciudad.

Según explicó el alcalde, Francisco Guarido, el proyecto incluye la renovación de seis kilómetros de aceras y la actuación en más de 12.500 metros cuadrados de terreno.

Esta renovación afecta a las aceras de la ciudad que se encuentran en muy mal estado, por lo que no sólo se cambiará el pavimento sino que se harán nuevas, modificando en algunos casos las dimensiones de la propia acera, como ocurrirá en la calle Condes de Alba y Aliste, en el tramo que coincide con el cuartel de la Guardia Civil.

El proyecto incluye también la instalación de nuevo mobiliario urbano, en concreto 56 bancos y 35 papeleras y también la reposición de 137 árboles.

Las obras, que llevará a cabo una empresa de Salamanca por 650.000 euros y tiene un plazo de ejecución de seis meses.