El Ayuntamiento de Roales, gobernado por VOX, ha homenajeado a la comandancia de la Guardia Civil en agradecimiento a su intervención en la espectacular granizada que cayó el pasado 8 de julio, cuando varios agentes de la Benemérita salieron a la calle escoba en mano y con mangueras para limpiar sus patios, las entradas a sus casas y las calles.

La corporación municipal entregó unas placas a los agentes «en reconocimiento por la dedicación y excelencia en la asistencia a este municipio» y agradece «su dedicación, voluntad y disciplina en su trabajo», tal y como recoge a placa.

Aquel 8 de julio, una granizada sorprendió a los pueblos de Tierra del Pan, llegando a crearse lagos de agua y granizo que llegaban a los vecinos hasta al cintura, mientras el granizo se amontonaba en montañas de medio metro de altura.