El Ayuntamiento de Zamora ha procedido a cambiar de ubicación varios baños portátiles que se ubicaban junto a la Catedral de Zamora tras una petición del Obispado ya que los mismos estropeaban la imagen de uno de los principales monumentos de la ciudad.

Los baños han sido trasladados detrás de la Casa de los Gigantes, en el recinto de El Castillo, a unos cuarenta metros de su anterior ubicación, disimulando su impacto por la vegetación que hay alrededor y permitiendo el paso y el acceso sin ningún problema.

“Nos lo había pedido el Obispado y lo hemos hecho ya que tenían razón. Varios WC junto a la Catedral de Zamora estropeaban una imagen muy potente de nuestro principal monumento”, ha dicho el acalde de Zamora, Francisco Guarido, quien ha querido matizar que “fue en el mandato del PP, en concreto en 2009, cuando se pusieron los WC junto a la Catedral. No sé si el Obispado se lo pidió entonces al equipo de gobierno, pero si lo hizo es evidente que el PP no accedió. A este equipo de gobierno (IU) sí nos lo ha pedido y hemos accedido porque cuando se tiene razón, se tiene”.