El Balonmano Zamora viajará este fin de semana a Córdoba para enfrentarse a un viejo conocido, al Palma del Rio. Un partido que se prevé clave en la lucha encarnizada que los equipos de la parte alta de la tabla están protagonizando por ocupar los puestos de play off.
El entrenador pistacho ha subrayado este jueves la igualdad que a buen seguro presidirá el partido. “Ellos tratarán de aprovechar el factor campo y nosotros sus escasas rotaciones, así que ambos equipos tienen opciónes de triunfo”.
Para Leo Alvarez, será fundamental mantener el nivel de juego exhibido por el equipo en las últimas jornadas. “Si estamos concentrados, si jugamos intensos, tenemos grandes posibilidades de ganar”, ha señalado.
Palma del Rio, de todas formas, no será un rival fácil. Tienen, ha destacado el técnico zamorano, un gran portero, un pivote que les da muchas opciones en ataque y en defensa, y juegan rápido. “En realidad es un equipo que tiene un estilo de juego muy parecido al nuestro, compartimos muchas jugadas, así que el partido será complicado para ambos”.
Con respecto al estado del equipo pistacho, Alvarez se mostró satisfecho con su evolución en las últimas semanas. “El equipo muestra una mayor madurez, lo que nos permite ser mucho más competitivo”.
De la misma opinión es el jugador pistacho Dalmau Huix, para quien lo más importante será “desgastar” al rival y “saber sufrir en defensa” para alcanzar algún resultado positivo.