Reconocer socialmente y agradecer el acto voluntario y altruista de la donación sanguínea es uno de los objetivos primordiales de los actos que se han organizado para conmemorar el Día Mundial del Donante de Sangre. Una fecha que también quiere servir para concienciar sobre la necesidad de las donaciones y, especialmente, en la importancia de que se realicen de forma regular y no solo atendiendo a llamamientos puntuales o relacionados con situaciones excepcionales.

Este año, el lema elegido por la Organización Mundial de la Salud es: ‘Date a los demás: dona sangre, comparte vida’, para poner el foco en que muchas personas salvan vidas diariamente donando sangre.

El Seminario de San Atilano de Zamora acogerá el jueves 14 de junio, Día Mundial del Donante de Sangre, una colecta especial de 17:00 a 20:00 horas en la que esperan conseguir mayor visibilidad y aumentar el número de donaciones, ha comentado Jesús Murias, presidente de la Federación de Donantes de Sangre de Zamora.

Durante los cinco primeros meses de este 2018 en Zamora se han contabilizado 1.988 donaciones y 209 nuevos donantes. Murias ha hecho hincapié en la necesidad de aumentar el número de donantes ya que la cifra está disminuyendo respecto a los años anteriores debido al envejecimiento de la población en la provincia, recordando que solo se permite donar hasta los 65 años. “La sociedad debe tomarse en serio donar sangre. Aquellas personas sanas que puedan, deberían donar sangre cada 3 meses ya que es bueno para la salud de todos” ha expresado.

Los actos especiales culminarán con la entrega de los ‘Premios de Castilla y León por la vida’ el sábado 16 en la sede de las Cortes de Castilla y León. En la gala, se reconocerá la labor de los grandes donantes, en total serán 48 personas premiadas, así como el reconocimiento a las personas que hayan realizado más de 75 donaciones.