El Zamarat jugaba este domingo el partido más trascendental de la temporada contra el Bembibre. Las naranjas se jugaban en un solo partido el trabajo de toda la temporada. El premio: la permanencia, un año más, en la Liga Femenina.

Las de Fran García salieron a la pista muy centradas y con el objetivo claro y así se lo hicieron notar a sus rivales desde los primeros minutos. El primer cuarto finalizaba con las zamoranas por delante en el marcador 17-23. Una ventaja  que seguirían ampliarían para llegar al descanso 23-41.

Acertadas en el tiro exterior y rompiendo la presión defensiva del Bembibre, las naranjas seguirían dominando el choque en un tercer cuarto que se les pondría muy cuesta arriba a las locales, 37-60.

Los últimos minutos fueron un mero trámite para el Zamarat que se llevó la victoria por 53-75 y la ansiada permanencia en la liga.