El Zamora Rugby Club viaja este sábado a Arroyo de la Encomienda para enfrentarse en los Campos de la Vega, a las cinco de la tarde, a un viejo conocido como es el Arroyo R.C., rival contra el que ha jugado las dos últimas finales de la Copa Castilla y León con victoria para los pucelanos.

Esta vez para diputar la novena jornada de liga y ultima de la primera vuelta, se juegan el sexto puesto de la tabla, en una témpora que está siendo bastante irregular para ambos equipos por lo tanto se espera un partido abierto e imprevisible.

El cuerpo técnico del ‘15 carnero’ llega a este partido prácticamente con la totalidad de sus efectivos pero con muy poco entrenamientos debido al parón navideño. Aun así esperan abrir el año con victoria al igual que lo cerraron frente al Bierzo R.C. consolidando una forma de jugar muy dinámica y ofensiva con las que tener la posición de la pelota con la que poder crear constantes ocasiones de ensayo.

No obstante el rival, Arroyo, se caracteriza por una delantera muy potente y pesada que intentara monopolizar el juego intentando concentrar mucho en ellos para desactivar la línea de tres cuartos de Zamora. Ha esto hay que sumar la previsión de lluvias para partido que favorecerá a que el terreno de juego este pesado por lo tanto cobrara más importancia el paquete de delanteros que tendrá que batirse el cobre de tú a tú.