La delegación del Gobierno en Castilla y León planea activar esta noche el nivel de preemergencia para las provincias de Zamora, León y Palencia, ante la posibilidad de que se produzcan fuertes nevadas y temperaturas bajo cero afectando a la circulación por carretera. El resto de las provincias de la comunidad mantienen el nivel de alerta.

El nivel de preemergencia supone una intensificación en el control, vigilancia y despliegue de medios humanos y de medios materiales (máquinas quitanieves, fundentes…).

Estas activaciones de alerta y preemergencia en el protocolo se establecen ante la previsión de entrada de un frente por el noroeste de la región durante la madrugada del viernes 12 al sábado 13 de enero, que la AEMET ha clasificado de nivel naranja –en una escala de amarillo, naranja, rojo y negro-, unido a la probable intensidad de tráfico por las concentraciones moteras de la provincia de Valladolid, y por el tráfico previsto durante el fin de semana.

Compartir