El alcalde de la capital, Francisco Guarido, no ha ocultado este lunes su enfado ante la actitud de la oposición, a la que ha acusado de “perjudicar” a la ciudad al no aprobar la propuesta de presupuestos presentada al Pleno.

Guarido ha asegurado que el Ayuntamiento prorrogará las cuentas municipales actuales al 2019 y que tratará de presentar “si se alcanza algún tipo de consenso”, enmiendas puntuales en los primeros meses del próximo año con el objeto de poder sacar adelante medidas como la subida de sueldos de los funcionarios o la aprobación de subvenciones nominativas.

Con respecto a la actitud de los partidos de la oposición, Guarido ha señalado que con esta posición quedan “retratados” y que a partir de ahora “cada uno tendrá que atenerse a las consecuencias” de sus actos.

Con respecto a la posibilidad de que en los próximos días se alcance un acuerdo de presupuestos con algún grupo de la oposición, el alcalde ha descartado esta posibilidad totalmente. “Es imposible, no podemos llegar a un acuerdo”.

El alcalde ha criticado muy duramente las propuestas de la oposición al proponer aumentos de gastos en algunas partidas restando fondos de otras partidas imprescindibles. “No termino de entender como pueden pretender dejar a cero partidas como el mantenimiento de calzadas de las calles para hacer un parque, eso un ayuntamiento no lo puede hacer porque no puede eludir la responsabilidad de mantener las calles”.