El alcalde de Zamora, Francisco Guarido, ante las críticas recibidas en los últimos días sobre que el Ayuntamiento está paralizado fruto de no alcanzar un acuerdo con el PSOE en el reparto de áreas de la nueva concejala Adoración Martín, ha manifestado esta mañana que “el Ayuntamiento funciona y no hay nada paralizado”.

En este sentido, ha enumerado distintos contratos que han sido adjudicados en los últimos días y que son de relevancia, como el asfaltado de la ciudad, el vaso de la piscina del Tránsito, las obras de ampliación del Teatro Principal y la construcción de sepulturas en el cementerio municipal, contratos que superan los 700.000 euros, así como el inicio de las obras en el Puente de Hierro.

Asimismo, ha dado a conocer algunos contratos que han sido adjudicados en los últimos días relacionados con papeleras, bancos, recuperación de zonas verdes degradadas, renovación de juegos infantiles y parques o la adecuación de la zona de autocaravanas en la avenida de la Frontera.

Por otro lado, ha recordado que próximamente se va a adjudicar el proyecto de aceras que cuenta con una cantidad de 900.000 euros, así como que el Ayuntamiento tendrá que destinar el 30% de los 650.000 euros que la Junta destina a la construcción del centro cívico, sin olvidarse de la licitación del paso de Pinilla.

Por último, Guarido ha anunciado que en la próxima comisión de Urbanismo llevarán el pliego de jardines, mientras que la próxima semana mantendrán una reunión con el Comité de Empresa de Zamora Limpia, zanjando la cuestión incidiendo en que esto “demuestra que el Ayuntamiento funciona en todas las áreas”.

Por su parte, Antidio Fagúndez ha reiterado que es un acuerdo entre IU y PSOE y que “para sacar esto adelante tiene que haber un entendimiento”, incidiendo en que “si no tenemos todas las áreas completas no se puede llegar a un entendimiento global”.

Compartir