Realizaron obras sin autorización en la zona arqueológica declarada Bien de Interés Cultural

La Guardia Civil de Zamora procedió en el mes de marzo a la investigación de tres personas como supuestos autores de un delito de daños en una zona con protección BIC (bien de interés cultural), en un asentamiento de San Martín del Pedroso.

Estas actuaciones se iniciaron el año pasado, cuando componentes del SEPRONA de la Comandancia de Zamora, comprobaron que se estaban realizando obras de limpieza y adecuación de varias sendas, los cuales fueron ensanchados, así como la creación de una vía nueva, que pudieran estar dentro de la zona delimitada como castro “El Pedroso” (BIC).

Por parte de los investigadores se trasladó a la Junta de Castilla y León, lo que estaba ocurriendo en este asentamiento y se solicitaron las posibles autorizaciones emitidas por ese organismo que pudieran justificar el movimiento de tierra, arreglo de caminos y creación de caminos nuevos, por parte de los obrantes sobre el terreno referido.

En el mes de febrero, el Servicio Territorial de la Junta de Castilla y León, indica que las actuaciones llevadas a cabo sí están dentro del área de afección de la zona arqueológica protegida y confirma que no existe ningún tipo de autorización que ampare las obras que se estaban realizando.

Dentro de las investigaciones realizadas, se procedió al cotejo de los datos obtenidos, tanto de las administraciones consultadas como lo reflejado por los investigadores en sus propios informes, procediéndose a la investigación de tres hombres, residentes en la comarca afectada, como supuestos autores de un delito de daños en una zona con protección BIC (bien de interés cultural), tipificado en el artículo 323 del Código Penal, por causar daños en “bienes de valor histórico, artístico, científico, cultural o monumental, o en yacimientos arqueológicos, terrestres o subacuáticos.

Los investigados y las diligencias instruidas fueron puestas a disposición judicial en el mes de marzo, a fecha de hoy se dan por finalizadas las investigaciones referentes a las actividades, afecciones, o daños causados sobre este terreno catalogado como bien de interés cultural.