Prepara una celebración de la romería de La Hiniesta virtual para que ningún zamorano olvide la importancia de esta fiesta

El próximo lunes, los zamoranos no podrán acompañar a su patrona caminando hasta la vecina localidad de La Hiniesta, como viene siendo una tradición desde hace 730 años. La pandemia impedirá la romería, pero desde la Cofradía de la Virgen de la Concha no quieren que el Covid-19 interrumpa una celebración centenaria y preparan una romería virtual para que ningún zamorano olvide la importancia de esta fiesta popular.

La imagen de la Virgen ataviada con su traje de fiesta y adornada con flores y plantas aromáticas, igual que si fuera a salir en romería, estará a disposición de los zamoranos que quieran honrarla en la iglesia de San Vicente.

En el mismo templo se celebrará una misa por la mañana y se rezará un rosario y se cantará una salve por la tarde.

Para que la Virgen esté presente en las calles de la capital, los diferentes hermanos de la cofradía colgarán el lunes de sus balcones imágenes de la patrona. Además, en la Hiniesta, a falta de la imagen de la Virgen, el pueblo lucirá una gran imagen de la Concha para recordar su presencia anual en el pueblo.

Las limitaciones que impone el estado de alarma obligan a la implementación de restricciones de aforo en los diferentes servicios religiosos que se realicen a lo largo de toda la jornada de lunes. Alrededor de unas 80 personas podrán entrar en la iglesia de San Vicente para respetar las normas de distanciamiento social.