La mujer se había caído dentro de su domicilio sufriendo una herida abierta en la rodilla

La Guardia Civil de Zamora procedió el pasado sábado a auxiliar a una mujer octogenaria que se había accidentado en el interior de su vivienda, en la localidad de Camarzana de Tera.

Agentes del puesto de Tábara se trasladaron la vivienda acompañados por un vecino de la mujer herida que tenía una llave de la casa precisamente por si ocurría algún tipo de accidente. La patrulla entró en el domicilio para encontrar a la mujer sentada en las escaleras, con una herida abierta en la rodilla derecha. La mujer tenía también un fuerte golpe en el rostro y dolores por diversas partes del cuerpo.

Los agentes procedieron a prestarle una primera asistencia sanitaria para acompañar después a la mujer hasta la llegada de los equipos sanitarios, los cuales después de asistir a la herida, la trasladaron al hospital Virgen de la Concha de Zamora.