La Junta de Castilla y Léon ha aprobado el Decreto que establece la reducción en un 20,2 % de los precios públicos para el curso académico 2019-2020 correspondientes a la primera matrícula de las enseñanzas de Grado. Este descenso, sumado a la disminución del 5 % de este curso 2018-2019, supone una bajada total del 24,2 % respecto al curso 2017-2018.

La disminución de una matrícula universitaria, con estas dos bajadas, supone una media de 335 euros por alumno y curso en el próximo curso 2019-2020 respecto al curso 2017-2018.

Con esta reducción, en Castilla y León el precio medio por crédito, y en primera matrícula, será de 17,38 euros y se sitúa por debajo de la media española, cifrada actualmente en 17,55 euros, tal y como indica la ‘Estadística de precios públicos universitarios del curso académico 2018-2019’, publicada el 11 de enero de 2019 por el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades.

De esta manera, la Junta de Castilla y León cumple así con el Acuerdo adoptado por el Pleno de las Cortes de Castilla y León el 12 de septiembre de 2018 encaminado a conseguir que los precios de las primeras matrículas de las enseñanzas de Grado para el curso 2019-2020 se situarán en la media española.

La bajada en los precios de las matrículas que ahora se propone, de la que se beneficiará la totalidad de alumnos de Grado de las universidades públicas de Castilla y León –en torno a 57.000 estudiantes– supondrá de media, para una primera matrícula de 60 créditos, 269 euros menos que en el actual curso académico 2018-2019 y unos 335 euros menos si se compara con los precios aplicados en el curso 2017-2018. De esta manera, la media de los precios de las matrículas de Grado en Castilla y León, que en el curso 2017-2018 se encontraba por encima del promedio nacional, quedará por debajo del mismo: 17,38 euros por crédito en Castilla y León frente a 17,55 euros por crédito en la media del conjunto del país.