A pesar de su aparatosidad, la tormenta registrada ayer por la tarde solo originó en Zamora una roturas de ramas de árboles, algunas caídas de cascotes e inundaciones puntuales que no originaron en ningún caso daños personales, según la información facilitada por la concejala de Seguridad Ciudadana, Concha Rosales, tras la reunión de la Junta de Gobierno Local.

El servicio de Bomberos tuvo que intervenir a partir de las seis de la tarde como consecuencia del desprendimiento de unos cascotes de la fachada en el inmueble de la calle de Santa Teresa nº 10. Posteriormente acudieron a la calle Villalpando nº 44-46 donde también se cayeron cascotes y un cable hacia la calzada; a la calle el Roble, donde se rompió la rama de un árbol que ocupaba parte de la calzada; así como en la calle Juna de Luna donde se cayeron unas tejas hacia la acera y parte de la calzada, sin que en ninguno de los casos se produjeran daños personales.

Por su parte la Policía Municipal intervino, además de en los casos anteriores, en el túnel de la calle de San Blas, entre el centro comercial Valderaduey y la Alberca, bajo la travesía de Cardenal Cisneros, que se inundó y quedaron atrapados dos vehículos a causa de la lluvia, por lo que fue momentáneamente cortado al tráfico; en la calle Pisones, a la entrada de Valorio o en la rotonda de la intersección de la calle Federico Cantero Villamir con la carretera de la Estación, donde se produjeron pequeñas inundaciones. Y atendieron un accidente de circulación en la rotonda de la avenida de la Plaza de Toros con la calle de la Amargura, que se saldó con daños materiales.

También acudieron a la avenida de Víctor Gallego por la rotura de una rama de un árbol, pero en este caso no originada por la tormenta sino por los operarios de una empresa de construcción, por lo que se comunicó al servicio de Jardines y la misma empresa procedió a su retirada.

También acudieron a la carretera de Carrascal para comprobar el estado de la calzada, por la que se pudo circular con normalidad a pesar de haberse acumulado algo de agua y barro. No obstante los servicios de Seguridad Ciudadana estarán en alerta también a lo largo de esta tarde por si pudieran repetirse las tormentas, aunque la previsión es que su incidencia será menor, según manifestó la concejala.