Las previsiones, que estos días los zamoranos y visitantes siguen casi al minuto, apuntan a que las lluvias llegarán de forma generalizada a partir del Jueves Santo. Ese día, los cielos estarán cubiertos y, por ahora, se prevé que los chubascos sean generalizados.

El Viernes Santo y el Sábado Santo, según las previsiones, los cielos estará cubiertos con probabilidad de lluvias en cualquier momento del día.