Lo de menos fue el resultado, 99 a 78 a favor del CB Zamora, lo importante era disfrutar esta tarde de lunes de la calidad y el buen hacer de las viejas glorias del Real Madrid, que generosamente se desplazaron hoy a Zamora para participar en el Trofeo Diputación de Zamora.

Apellidos ilustres como Luyk, Corbalán, Paniagua, Indio Díaz, Angulo o Espinosa, entre otros, dejaron sobre la cancha del Angel Nieto la impronta de su calidad. Lógicamente, los años no pasan en balde y poco podían hacer frente a los jugadores del CB Zamora, solo dejar a cuentagotas constancia de la calidad que acumularon durante años sus muñecas mágicas.

El CB Zamora, por su parte, con un equipo rival apenas dedicado a atacar luciendo sus facultades y dejando la defensa para otro día, se lució con un tiro a canasta preciso como en sus mejores tardes. Los triples entraban uno tras otro y los lanzamientos bajo canasta entraban casi todos.

El Real Madrid dejó clara, aparte de su calidad pasada, su solidaridad presente posando y haciéndose fotos con los niños de la cantera y con los voluntarios de la Asociación Española Contra el Cáncer,.

Romay, que no se vistió de corto, volvió a ser con su simpatía natural, gran protagonista de la tarde. La grada llegó incluso a pedir su presencia sobre la cancha.