El consejero de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, Juan Carlos Suárez-Quiñones, ha valorado con satisfacción el incremento de los visitantes a las Casas del Parque de la región, “centros de acogida y difusión de los valores ambientales de los distintos espacios naturales y centros de educación ambiental”. Para el consejero estos datos ayudan a consolidar a Castilla y León “como región líder en turismo de interior” en España, “ocupando cada vez mayores cotas de visitantes, tanto nacionales como extranjeros”.

La provincia zamorana ha incrementado en 3.100 personas los visitantes en este semestre (7,81 %). El Centro del Lobo sigue siendo un foco de atractivo turístico de la zona sanabresa y ha aumentado en 2.311 personas (16,97 %). Mientras que el Centro de Villafáfila ha pasado de 10.544 a 11.523 (9,28 %) y la Casa de Galende aumenta en 4,80 % (361) sus visitantes. Fermoselle ha sido el único que ha descendido sus usuarios en un 6,86 % (551).

Tras ofrecer los datos, Suárez-Quiñones ha señalado que la Junta trabaja para “impulsar, mejorar y ampliar” estas infraestructuras medioambientales de las Casas del Parque, con el fin de que sean “lugares amables, donde se eduque a los jóvenes, especialmente”, y lugares de “acogida y antesala para disfrutar de los 28 espacios naturales incomparables, incluidos dos parques nacionales, que tiene Castilla y León”.