Más de 500 personas han participado ya en las rutas ornitológicas puestas en marcha por el Ayuntamiento hace un año.

En este tiempo se han organizado una treintena de rutas, dos rutas al mes. Los participantes han podido observar en esas rutas unas 120 especies diferentes de aves. Entre las más frecuentes, la garza real, el cormorán, la gaviota reidora, el milano negro y la garcilla bueyera.

El responsable de estas rutas, el experto en aves Alfredo Hernández, ha explicado esta mañana que la actividad está siendo un rotundo éxito y que en los últimos meses las rutas alcanzan siempre el número total de plazas.

Las rutas, ha señalado, están sirviendo para mostrar no solo las aves que pueblas las orillas del Duero, sino la riqueza medioambiental de la ciudad e incidir en la necesidad de su conservación.
Además, los responsables de las rutas han participado en varias ferias de turismo y naturaleza para difundir los atractivos de Zamora como ciudad destino para los amantes de las aves y los insectos.