La niebla ha regresado a la capital zamorana tras unas horas de tregua. Se esperan temperaturas bajo cero esta noche y máximas de apenas diez grados para mañana miércoles.

En el norte de la provincia, esta noche los termómetros podrían llegar a los cuatro grados bajo cero con máximas durante el día de ocho grados.