Después de la positiva experiencia cosechada en competiciones anteriores, el Paintball vuelve a colocarse en el programa de la Ferias y Fiestas de San Pedro, con una competición que se desarrollará el próximo sábado en Valorio y que tendrá un carácter benéfico, ya que la recaudación se destinará íntegramente a la asociación protectora de animales, Scooby Zamora, que es también la encargada de la gestión de la perrera municipal de Zamora.

El programa, que incluye una modalidad infantil para niños de 7 a 15 años y otra para adultos a partir de los 16 años, ha sido presentado hoy en el Ayuntamiento por el concejal de Deportes, Manuel A. Alonso, y la voluntaria de Scooby Zamora. Mar Sánchez.

Para el desarrollo de la competición se habilitarán dos campos en Valorio. Uno para la competición infantil, en el que los participantes jugarán con unas marcadoras adaptadas a su edad; y el otro para mayores donde las marcadoras serán las habituales para estas competiciones. El punto de encuentro se establecerá junto al estanque de Félix Rodríguez de la Fuente, como en ocasiones anteriores.

Tras la experiencia de hace dos años, en que a pesar de los temores de que no tuviera un gran acogimiento al final el cupo de participantes estuvo completo, en esta ocasión se espera una participación de más de 250 participantes entre la jornada de mañana y tarde, según manifestó el concejal de Deportes.

Las actividades se desarrollarán en la sesión matinal entre las 10,30 y las 14,00 horas, y de 18,00 a 21,00 hora por la tarde. Los equipos deberán estar compuestos por entre cinco y siete jugadores y dispondrán de 20 a 30 minutos para el juego.

Las inscripciones pueden efectuarse entre hoy y el viernes en la caseta municipal de la Marina y el mismo día de la competición en el mismo Valorio, y el precio será de 3 euros por componente para los pequeños y de 5 euros para los mayores, cuya recaudación se destinará íntegramente a Scooby Zamora.

Adelantándose a posibles críticas por la utilización de Valorio para la habilitación de los campos de juego, el concejal de Deportes manifestó que las bolas de pintura utilizadas, a base de fécula de patata, son totalmente biodegradables y absolutamente inocuas para la naturaleza del bosque.