Parlamentarios nacionales del Partido Popular pidieron este lunes al Gobierno que acelere las infraestructuras que están pendientes en la provincia de Zamora, muchas de las cuales, precisó el senador José María Barrios, las había dejado ya avanzadas el PP “antes de que una moción de censura desalojara a Mariano Rajoy del gobierno”.

Barrios reclamó que se asfalte la nacional 631 entre Benavente y el límite  con la provincia de León, un proyecto para el que el PP había hecho un proyecto de reforma de 10 millones de euros que no se ha llegado a ejecutar. “Esa partida desapareció de los presupuestos y mucho nos tememos que fue a parar, como otras muchas, a la compensación que se dio a Cataluña”, señaló. De la misma forma, reclamó que se arregle el puente de la Estrella y que se eliminen las curvas del arroyo Ciervas.

El vicepresidente de la Diputación y responsable de comunicación del PP en Zamora, Javier Faúndez, por su parte, reivindicó acciones concretas que permitan sacar adelante la conversión en autovía de la carretera nacional 122 entre Zamora y la frontera con Portugal. “Hay que ir a una etapa de concreción y de hechos”, señaló, y añadió que sólo hay dos opciones para construir esa autovía, o reflejar cantidades importantes en los presupuestos generales del Estado o incluirá en la Plan de Infraestructuras y Carreteras, que permitiría abordar de forma conjunta toda la carretera.

Faúndez aseguró que los alcaldes del PP de Aliste acudirán el próximo jueves a la reunión que ha promovido en Alcañices la alcaldesa de San Vitero, Vanesa Mezquita, reiterando que están dispuestos a ofrecer “guante blanco” a cualquier iniciativa que permita sacar adelante este proyecto, aunque señaló que no es partidario de adoptar medidas de presión y menos de aceptar “protagonismos de nadie”. Añadió que el PP ofrece colaboración “desde la seriedad, basta ya de decir una cosa y hacer otra, basta de falsas promesas”.

José María Barrios exigió también el Gobierno de Pedro Sánchez que concrete sus aportaciones al Plan de Reindustrialización de Benavente y a la construcción del nuevo museo de Semana Santa, como ya han hecho otras administraciones.