La piloto zamorana Sara García ultima estos días los preparativos para poner rumbo de unas pocas semanas a Arabia Saudi, donde disputará una nueva edición del Dajar, el rally más duro del mundo.

Este año, Sara contarña con el apoyo económico de la Diputación de Zamora. Aun así, como la piloto ha puesto de manifiesto esta mañana en la plaza de Viriato, donde ha protagonizado un acto promocional, “el objetivo como el año pasado en Perú volverá a ser terminar la prueba”.

Sara no olvida, de todas formas, el país en el que competirá dentro de unas semanas y la discriminación que en el mismo sufren las mujeres, por lo que también pretende dar ejemplo. “Sera positivo que la gente de la zona vea coletas por debajo de los casos, que sepan que las mujeres podemos hacer las mismas cosas que los hombres”.

El vicepresidente de la Diputación, Jesús María Prada, destacó por su parte la importancia de que el nombre de Zamora llegue hasta lugares tan lejanos como Arabia Saudí de la mano de la piloto zamorana. “El año próximo trataremos de aumentar el apoyo a esta aventura”, señaló