Foto: Vuelta Ciclista Castilla y León 2018

Tras la retirada de la subvención por parte de la Junta de Castilla y León, el Club Ciclista Cadalsa ha anunciado la suspensión de la edición

Finalmente, la Vuelta a Castilla y León 2020 no se llevará a cabo. Tras el aplazamiento desde sus fechas originales a finales de abril por consecuencia de la situación creada por el Covid-19, los organizadores de la prueba, el Club Ciclista Cadalsa intentaron llevar a cabo la prueba en julio.

Sin embargo, los problemas se fueron sucediendo, como la imposibilidad de contar con la la aportación de la Junta de Castilla y León, «derivado de la modificación del presupuesto para atender a la prioridad de sanidad y gasto social», apuntan desde el club, que buscó alternativas, sin encontrar viabilidad.

Tras estos problemas, y teniendo en cuenta que el volver a la competición provocaría la puesta en marcha de una serie de medidas sanitarias, con un mayor gasto y responsabilidad, los organizadores han decidido suspender la prueba y volver en 2021.