La Plataforma Stop Desahucios ha protestado hoy ante el CEAS de la Plaza San Esteban y ante el Ayuntamiento de Zamora contra el desahucio de una mujer, victima de violencia de género «con sentencia firme», tal y como apuntan desde la plataforma, y sus dos hijos menores de edad, de 2 y 11 años. Esta mujer, según explican desde Stop Desahucios, «cobra la renta de ciudadanía», con la que «no podía hacer frente a todos los gastos».

No es la primer vez que la plataforma lleva a la opinión pública este caso, ya que anteriormente se concentraron para que los CEAS llevaran un seguimiento de la familia, consiguiendo que el juzgado detuviera un primer intento de desahucio «por falta de alternativa habitacional», como apunta Mena Martins, portavoz de la plataforma, e instando, desde el juzgado, a los CEAS «a que buscaran una solución para la familia», algo que, a juicio de Martins, «no han hecho porque dicen no tener competencias de vivienda».

Tras varias reuniones con Ayuntamiento y Junta, se intentó desde la plataforma, que esta familia fuera una de las beneficiadas de una de las cuatro viviendas de alquiler social que hay en la provincia, «ya que cumplen todos los requisitos y es una situación de extrema urgencia», si bien estas aún no han sido adjudicadas. También piden un un parque de vivienda pública para alquiler social, ya que consideran que cuatro viviendas son pocas, más cuando hay «más de 6.600 viviendas vacías según el INE», como recuerda la portavoz.

Mena Martins recalca que el desahucio se llevará a cabo el 15 de enero a las 9:45 y que «por el momento, no hay noticia ninguna ni del Ayuntamiento, ni de los CEAS ni de la Junta» y que desde el juzgado «ya no se puede paralizar más el alzamiento».