Foto: Asociación Sindical Profesional de Agentes Medioambientales de Castilla y León

Los medios de extinción de la Junta de Castilla y León han tenido que acudir este domingo 8 de septiembre a cuatro localidades zamoranas: Vega de Tera, Villalba de la Lampreana, Pereruela y Torres de Aliste.

En Vega de Tera el fuego que se iniciaba el pasado viernes era por fin extinguido. Las llamas han calcinado menos de una hectárea de encina y brezo.

En Torres de Aliste las llamas comenzaban a pasadas las diez de la mañana. Un agente medioambiental y una autobomba extinguían el fuego en unas dos horas sin apenas consecuencias en el terreno.

En Villalba de la Lampreana el incendio se declaraba pasadas las cuatro horas y media de la tarde. Medios aéreos y terrestres participaban en las labores de extinción de las llamas que calcinaban 0,25 hectáreas de pino, 4,60 hectáreas de rastrojo y 3,10 hectáreas de pasto.

Por último, en Pereruela el fuego comenzaba pasadas las cinco horas de la tarde. Dos agentes medioambientales, una autobomba, una cuadrilla de tierra y una dotación de bomberos de la Diputación de Zamora conseguían controlar las llamas en unas dos horas. El terreno afectado aún está en perimetración.

Todos los incendios forestales han sido intencionados tal y como ha confirmado la Consejería de Medio Ambiente.