El sindicato agrario UPA ha denunciado esta mañana la grave problemática que supone la presencia de topillos en los campos de la provincia y de la comunidad autónoma. El presidente de UPA en Zamora, Aurelio González, ha asegurado este viernes que los topillos son ya un “problema sanitario” y ha confirmado que hay un ganadero sanabrés afectado por tuleremia.

Un caso de infección bacteriana todavía no confirmado por la Junta pero sí por los análisis que se han efectuado al afectado que hasta en dos ocasiones ha dado positivo por tularemia.

González ha explicado que aparte de los daños que provocan en los cultivos, los topillos se han convertido ya en un problema de salud pública y ha citado el caso de Palencia, provincia en la que en julio tenía confirmados dos casos de tularemia y que en la actualidad tiene 74 casos positivos.

Si no llegan más heladas y más frío que mermen la población de topillos, ha subrayado el presidente de UPA en Zamora, “esta temporada tendremos una nueva plaga de topillos y podemos encontrarnos con nuevos casos de tularemia y llegar a cifras como las de 1997, año en el que se confirmaron 585 casos”.

Desde UPA se ha exigido que la Junta tome medidas inmediatamente y proceda a tomar cuantas medidas sean necesarias para frenar la plaga, desde la roturación de cunetas y caminos, a la realización de quemas controladas y sobre todo, que permita la utilización de venenos específicos que frenen el aumento de las poblaciones