La Consejera de Sanidad de la Junta de Castilla y León, Verónica Casado, ha confirmado que se ha detectado un caso de listeriosis en Salamanca debido al consumo de carne mechada y hay otros siete casos “probables” en el resto de la Comunidad. En concreto, Casado ha señalado que se han detectado “casos probables” en Zamora, Salamanca, Segovia y Valladolid.

La Consejera ha querido mandar un mensaje de tranquilidad a la población ya que el paciente confirmado en la provincia salmantina se encuentra bien y ya ha recibido el alta. Además, el resto de personas que están en observación también se encuentran en sus domicilios.

El pasado 20 de agosto, la Junta activó el procedimiento de Gestión de la Red de Alerta Rápida Alimentaria en Castilla y León (CyL) tras comprobar que un establecimiento ubicado en San Rafael, en la provincia de Segovia, había recibido una redistribución de carne contaminada con listeria. En concreto, la empresa había recibido cuatro envíos del producto de la marca ‘La Mecha’ de los cuales tres estarían afectados ya que se han elaborado con posterioridad al mes de mayo y su fecha de caducidad es de tres meses.

Asimismo, la Junta aconsejaba a los ciudadanos que puedan tener en sus casas un envase de carne mechada de la marca ‘La Mecha’ se abstengan de consumirlo y, de ser así y presenten alguna sintomatología, acudieran a un centro sanitario.

Los síntomas, en general, son leves y se presentarían como un cuadro gripal que puede acompañarse de vómitos, náuseas o diarreas. Sin embargo, ha destacado que, al ser una bacteria no es contagioso – excepto en los casos de madre a hijo, a través de la placenta.

El tratamiento, por tanto, es a base de antibióticos. En cuanto al diagnóstico, consistiría en hacer una prueba de laboratorio, aislando la bacteria en alguna muestra estéril.