27 industriales ofrecen desde este miércoles sus productos. Estarán en este edificio prefabricado dos años

El sábado pasado cerró sus puertas temporalmente el Mercado de Abastos para afrontar la que será la obra de reforma más importante de su historia. Este miércoles, en la Plaza de La Marina, ha abierto sus puertas el que está llamado a ser el mercado provisional que durante los dos próximos años sirva para mantener la actividad de los 27 industriales que han optado por trasladarse a este edificio prefabricado.

Se trata, como ha explicado el arquitecto responsable de la carpa, Porfirio Domínguez, de un gran espacio de 800 metros cuadrados, dotados con dos grandes espacios en los extremos que en el futuro servirán para acoger catas de productos y eventos promocionales.

Domínguez ha querido matizar lo de la provisionalidad de la carpa y ha preferido referirse a este nuevo espacio comercial como un “edificio prefabricado” dotado de todo tipo de servicios y comodidades.

Los zamoranos que estos días acudan por primera vez a este mercado provisional se van a encontrar con un espacio muy luminoso, donde prima la limpieza y con puestos más atractivos y mejor decorados que en el pasado. Los puestos que antaño se ubicaban bajo la marquesina ahora ocupan un gran espacio a la entrada de la carpa con mejores condiciones de trabajo y a salvo de los rigores de la climatología.

Las dificultades del traslado han hecho que este miércoles algunos puestos todavía no estén operativos, aunque desde fuentes municipales se asegura que el 100% de los industriales podrán estar trabajando con normalidad a final de semana.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí