La tormenta ha provocado daños en el instituto La Vaguada

Un grupo de escolares del colegio Obispo Nieto se ha visto obligado esta mañana a cambiar de aula, ante los desperfectos causados por la granizada que ha sufrido la capital esta madrugada.

Según informa la delegada de la Junta en Zamora, Leticia García, la humedad ha desprendido fragmentos de la pintura del techo y “para garantizar la confortabilidad” de los escolares se les ha trasladado a otras aulas, aunque se descarta que haya problemas estructurales en el edificio.

Además, en el instituto La Vaguada se han detectado humedades importantes.

La delegada de la Junta insta a la dirección de los colegios a que informen al ayuntamiento para que se puedan realizar los arreglos necesarios lo antes posible.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí