El objetivo de los vecinos es impedir que la empresa portuguesa CAPWATT instale la macroplanta y destroce irreversiblemente el futuro de la zona

Centenares de vecinos se han manifestado hoy sábado 4 de mayo en el pueblo de Vega de Tera para expresar su profundo rechazo a la instalación de una macroplanta de biometano de la compañía portuguesa Capwatt, un proyecto defendido por el Equipo de Gobierno del Ayuntamiento de Vega de Tera, que produciría consecuencias medioambientales y sociales nefastas para la zona.

Por segunda vez desde que se conocieran las intenciones del Ayuntamiento, la concentración de hoy bate récords de asistencia, lo que no solo refleja el deseo de preservar el entorno, sino también el espíritu combativo de una región que, aunque marcada por la despoblación y el olvido, se resiste a ser el basurero y el depósito de decisiones empresariales perjudiciales. En la lectura del manifiesto, leído por el portavoz, el vecino Javier Benavente, los cientos de participantes se han dirigido directamente a la empresa Capwatt y le han recordado: “¡No lo vamos permitir!”

Bajo consignas como «¡No a la planta de biogás en el Tera!», «¡Protejamos nuestros pueblos!», “¡El camino de Santiago se respeta!” e, incluso, la interpretación musical de una versión de la conocida canción ‘Bella ciao’, convertida en ‘Valle ciao’ para la ocasión, los manifestantes han mostrado su determinación para detener un proyecto que consideran letal para la región.

Esta masiva participación demuestra el amplio rechazo comunitario a la iniciativa, un rechazo que además está respaldado por una recogida de firmas en línea que ya ha recabado más de 600 apoyos.

La convocatoria, que ha contado con la presencia de vecinos de todos los pueblos afectados por el proyecto, ha reflejado la unidad y la determinación de la comunidad en defender su entorno y su calidad de vida. La manifestación ha transcurrido de manera pacífica, con discursos emotivos y una clara demanda de detener la construcción de la planta de biogás.

Este éxito refuerza el compromiso de los vecinos del Valle del Tera y resto de zonas afectadas que también estuvieron presentes en la concentración: Carballeda, Vidriales, Aliste y Valles, en continuar su lucha contra el proyecto, buscando alternativas sostenibles y respetuosas con el medio ambiente para el desarrollo de la región.

Los vecinos además anunciaron que han iniciado ya los procedimientos para constituirse como asociación vecinal para así formalizar la lucha en defensa de los intereses de sus pueblos emprendiendo todas las acciones legales necesarias contra la empresa promotora así como contra los miembros del Equipo de Gobierno del ayuntamiento que puedan tener algún conflicto de interés con esta iniciativa.

Desde dicha plataforma instarán al Ayuntamiento, a la empresa promotora Capwatt y a las autoridades pertinentes a escuchar la voz unánime de la comunidad y a reconsiderar su apoyo a un proyecto que amenaza el futuro de estos pueblos.

La alcaldesa de Vega de Tera y su Equipo de Gobierno, pertenecientes al Partido Popular, están en el punto de mira de los ciudadanos, quienes los acusan de proteger intereses personales en detrimento del bien común. Los vecinos claman por políticas sostenibles que realmente promuevan la repoblación y revitalización de Zamora, en vez de aprobar proyectos que podrían “machacarlos definitivamente y para siempre”.

Los vecinos de la zona están decididos a defender su tierra y su futuro, rechazando cualquier intento de imposición de proyectos que alteren irreversiblemente su calidad de vida y el paisaje que los rodea.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí