La madre de Leticia Rosino pide el endurecimiento de las condenas y la actualización de la ley del menor

Inmaculada Andrés, madre de la joven Leticia Rosino, asesinada hace tres años en  Castrogonzalo, ha participado hoy en el acto con motivo del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer en Zamora. Inmaculada ha sido la encargada de leer el manifiesto de la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP) para después dar su opinión más personal sobre la violencia de género.

Con la voz entrecortada, la madre de Leticia Rosino, ha destacado la “rabia contenida” y la impotencia ante los casos de violación y asesinato ante los que dice que “no se hace nada”.

“Queremos cree en la justicia y confiar en elle pero las leyes existentes se vuelcan a favor del delincuente, del violador, del asesino. Los precios que pagan por sus delitos son ridículos sabiendo que la vida de la persona es lo más valioso”.

Por ello, ha pedido el endurecimiento de las condenas, que las “alimañas no disfruten de tantos privilegios y que se les aplique la prisión permanente revisable” y la actualización de la ley del menor.

“¿Cuántas Begoñas, Marías, Lauras, Leticias tiene que morir para que esto se pare? No queremos más dolor, no más muertes sin sentido”, ha clamado Inmaculada.