El técnico rojiblanco asegura que el equipo está en un “estado óptimo” para afrontar el inicio de temporada

David Movilla ha atendido a los medios de comunicación en rueda de prensa en el estadio Ruta de la Plata de cara al primer partido de Liga en Segunda B del Zamora CF contra el Coruxo FC el próximo domingo a las 17:00 horas en el estadio O Vao de Vigo.

El técnico afronta el inicio de temporada en Segunda B con la sensación de que “las emociones hay que dejarlas fluir, creo que nos hacen estar alerta, estar conectados, y hay que identificarlas, aceptarlas y vivirlas en el momento en el que son, y la verdad es que el día que no tengamos ese gusanillo será el momento de echarse a un lado”.

Respecto a cómo ve el míster al equipo de cara a la primera jornada: “Con muchas líneas de mejora todavía identificadas, pero en un estado óptimo para aceptar el envite siendo competitivos y competentes a la vez, tratando de dar una buena versión. Enfrente tenemos a un rival que no nos va a perdonar, por lo que somos conscientes de que vamos a tener que ver a un buen Zamora en Coruxo”.

Para el entrenador rojiblanco, las diferencias que pueden existir entre un partido de Tercera y uno de Segunda B es que “las categorías están para algo y hay una evidente diferencia en cuanto a la calidad individual y colectiva. Los equipos también tienen mayor madurez a la hora de interpretar el juego y luego, la condición y el ritmo de juego las categorías las marcan, y más concretamente el Coruxo con jugadores muy experimentados, una plantilla con gente con jerarquía, tres o cuatro de ellos incluso de categorías superiores, y que saben manejar muy bien los ritmos de partido y las fases del juego. Por lo tanto, vamos alerta y sabiendo que vamos a necesitar un buen Zamora”.

Para Movilla el equipo “físicamente está bien. Nos hemos recuperado ya del esfuerzo de la semana pasada, y estamos en estado óptimo donde no cabe lamentar lesiones más allá que la de Asiel, que es la que venimos arrastrando”.

Respecto al Coruxo, el técnico bilbaíno ha declarado: “Es cierto que es un equipo con un nivel técnico muy elevado y donde normalmente somete a sus adversarios en un campo donde creo que el año pasado solo perdió un partido. Es un rival que el año pasado acabó con el parón del covid en quinta posición. Mantienen el bloque, que el año pasado se quedó a las puertas del Play Off y no sabemos qué hubiese ocurrido si hubieran disputado las 38 jornadas. Y gran parte de ese rendimiento lo sacaron en O Vao”.

Para Movilla, el Zamora dentro del grupo en el que le ha tocado jugar “no me gusta ni la euforia ni el victimismo, vamos a ir partido a partido, entrenamiento a entrenamiento, y si bien es cierto que somos recién ascendidos, también tenemos ganas de reivindicarnos, y tanto plantilla como cuerpo técnico deseamos ganarnos el derecho a estar en esta categoría. La temporada pasada nos ganamos el derecho a pelear por estar en ella, pero un equipo no es acreedor de ella hasta que no demuestra en esa categoría que tienen el nivel y de esa manera vamos el domingo a O Vao, y así vamos a afrontar este año la competición”.

Por último el míster ha señalado: “El tiempo dirá dónde nos pone, pero tenemos muy claro de donde venimos y cuál es nuestro pasado reciente, y de todos los futbolistas, salvo de uno, y del cuerpo técnico es la Tercera División”.