Los análisis confirman que el nivel de nitratos ha disminuido

Los más de 1.700 vecinos de Villaralbo ya pueden beber agua del grifo. Los nuevos análisis realizados han confirmado que el agua de la red de abastecimiento ya es potable tras el descenso dentro de los niveles permitidos de los nitratos.

Los niveles de nitratos están ya dentro de lo normal, por lo que ya no será necesario seguir abasteciendo a la población con agua en garrafas.

Una modificación en el funcionamiento de la depuradora del pueblo ha permitido mejorar estos niveles de nitratos.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí