El material de caucho utilizado es reciclado y reciclable, con una  composición antideslizante y ecológica

El Ayuntamiento de Zamora ha concluido los trabajos de instalación de 270 nuevos alcorques drenantes en distintos puntos de la ciudad, una actuación que se enmarca dentro de las mejoras ofrecidas por la empresa concesionaria de limpieza viaria y que mejora tanto la funcionalidad como la estética de estos elementos urbanos. Los alcorques se han colocado en las calles Aceñas, Santiago Alba Bonifaz, Misericordia, Hospital, Amargura, Víctor Gallego, Plaza Alemania, Plaza Viriato, subida del Bolón y Parque de la Marina, del lado de la Avenida Alfonso IX.

Este tipo de instalaciones permite a los árboles aprovechar todos los nutrientes producidos por abonos y fertilizantes e incluso almacenar el agua de riego. También evita que se formen charcos alrededor de los arbustos, lo que reduce el riesgo de caída por la superficie irregular al pasar junto a un árbol colocado en suelo urbano.

Para esta intervención se ha empleado el caucho como material, con una composición antideslizante, no tóxica y ecológica, que además de reciclado es reciclable y fabricado de acuerdo con la normativa europea de seguridad EN-1177.

Este tipo de material se aplica directamente en el lugar donde debe ser instalado. En primer lugar, se realiza una capa base de granulados SBR ligados con poliuretano, y posteriormente, se aplica una capa superior de granulados EPDM, con una amplia gama de colores. En este caso, tanto la empresa como la Concejalía de Obras, Movilidad, Infraestructuras Urbanas y Participación Ciudadana ha escogido un tono marrón claro de forma homogénea para toda la ciudad, pensado principalmente en los alcorques instalados en la zona monumental.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí