La solicitud de la localidad zamorana no implica costes adicionales ni variaciones en la ruta del actual transporte a la demanda ni de la línea regular

Los vecinos de Litos podrán contar con transporte hasta el Centro Médico de Tábara sin tener que cubrir a pie el casi un kilómetro en ligera cuesta arriba que lo separan la actual parada del autobús. Así se desprende de la aceptación, por parte de la Consejería de Fomento y Medio Ambiente de la Junta de Castilla y León, de la Resolución formulada el pasado 26 de octubre de 2021 relativa al expediente abierto por el Procurador del Común de Castilla y León en relación con la necesidad de mejoras en el transporte de los pacientes.

El proceso partió de una de las cinco quejas presentadas este verano por la Plataforma Litos por la Sanidad Pública ente el Procurador del Común, relativa a la precaria situación en materia de transporte de viajeros de este municipio de poco más de 100 empadronados y unas 80 cartillas durante los meses de invierno.

Maratón para octogenarios

En la actualidad, los pacientes que deben acudir al centro médico de Tábara a realizar algún tipo de analítica o prueba que no se realice en consultorio local deben tomar el autobús a las 8.25 horas de la mañana, desplazarse hasta Ferreras de Abajo (6 kilómetros), donde han de hacer trasbordo al coche procedente de Puebla de Sanabria y, desde ahí, dirigirse a Tábara (12 kilómetros más). Desde la parada en Tábara, junto a la iglesia, han de recorrer a pie un trayecto de 900 metros por la ruta más corta hasta el centro médico. Para volver a Litos, los vecinos podían recurrir al transporte a la demanda para pacientes que sale del Centro de Salud a las 11.00 horas, o bien bajar andando de nuevo hasta la iglesia de Tábara y esperar al autobús de la línea regular, que llega a este punto pasadas las 14.00 horas y a Litos, sobre las 14.30 horas.

La queja presentada ante el Procurador del Común no fue atendida en un principio por Fomento, ya que desde esta Consejería se entendían cubiertas las necesidades de transporte entre ambas localidades. La plataforma Litos por la Sanidad Pública alegó y solicitó a través de la oficina del Procurador que, al menos, el transporte a la demanda que hace el recorrido por otras localidades, que sí tiene parada en el Centro Médico de Tábara y que llega a la iglesia de la localidad más o menos cuando el transporte de línea regular, espere a los posibles viajeros de este último que deseen ir al Centro Médico, con el fin de evitarles esos 900 metros finales.

Es necesario tener en cuenta que la envejecida población de las zonas rurales hace que quienes tienen necesidad de hacer este tipo de desplazamientos sean, precisamente, personas mayores, sin vehículo propio y muchas veces con dificultades motóricas propias de la edad. En distancias en Zamora capital, sería el equivalente a obligar a un octogenario a cubrir el recorrido entre La Marina y el Hospital Virgen de la Concha andando y cuesta arriba, y tras haber recorrido ya casi 20 kilómetros en autobús con trasbordo incluido.

Propuesta desde la sensatez

El Procurador del Común estimó esta propuesta de solución intermedia pertinente y formulada desde la mejor voluntad, amén de no suponer ninguna variación en el recorrido ni desembolsos adicionales para el erario. La resolución dice textualmente que la propuesta “parece muy razonable y que seguramente tampoco ocasionaría mayores costes, dado que se trata utilizar un transporte ya existente”.

Ante esta resolución, fechada el 26 de octubre, la Consejería de Fomento y Medio Ambiente ha emitido su aceptación y ofrece indicaciones al Servicio Territorial de Fomento de Zamora y a la empresa concesionaria Hermanos Vivas Santander S.A. para que la demanda de Litos sea atendida. Así, será de esperar que en un futuro próximo los vecinos de la localidad puedan acceder al Centro Médico de Tábara para realizar análisis con salida en Litos y destino directamente en el centro.

El texto dice, literalmente:

«En relación con la Resolución formulada en el expediente de queja 4178/2021 referido a “Litos (Zamora). Deficiencias en el transporte interurbano de viajeros” y de acuerdo con lo establecido en la Ley 2/1994, de 9 de marzo, del Procurador del Común, previo informe de la Dirección General de Transportes, se informa la aceptación de la Resolución formulada, indicando que se da traslado de la misma al Servicio Territorial de Fomento de Zamora y a la empresa concesionaria Hermanos Vivas Santander S.A. del servicio de transporte regular de uso general de viajeros por carretera El Puente de Sanabria – Vezdemarbán, con hijuelas (VACL-141) a fin de valorar la adopción de las medidas oportunas y que en el futuro concurso de la concesión derivado del Mapa de Ordenación del transporte público de viajeros por carretera de Castilla y León, que en la actualidad se está tramitando, se analicen las medidas necesarias para contemplar el sistema de transporte a la demanda de manera que, teniendo en cuenta las necesidades de sus usuarios, permita a los vecinos de Litos acceder al Centro de Salud de Tábara en condiciones más favorables a las actuales.»

Agradecimiento al Procurador del Común

La Plataforma Litos por la Sanidad Pública ha enviado ya en tres ocasiones sendos escritos de agradecimiento al Procurador del Común por su inestimable ayuda en esta mejora para los litenses, especialmente de los más mayores y dependientes en materia de movilidad, que son los principales usuarios del transporte público para acceder a servicios de salud tan básicos como hacer una analítica.

Litos y Tábara están separados por apenas 12 kilómetros, pero las circunstancias de transporte del medio rural hacen que un viaje de apenas 10 minutos en coche particular se convierta en una odisea de 18 kilómetros de ida, 12 de vuelta y un trasbordo, en el mejor de los casos. Con la medida en ciernes, los viajeros no se ahorrarán kilómetros de carretera y deberán hacer un trasbordo más, pero al menos evitarán el último tramo a pie, el más complejo de cubrir para muchos enfermos que, incapaces de asumir esos últimos 900 metros, debían recurrir a favores de sus vecinos para poder hacerse sus analíticas.

Esta mejora se une al hecho de que, desde este verano, momento en que Litos por la Sanidad Pública comenzó sus movilizaciones, las pruebas de INR han comenzado a realizarse en el consultorio médico de la localidad. Hasta entonces, los pacientes medicados con Sintrom debían desplazarse a realizar la prueba los miércoles, día de analíticas, al Centro Médico de Tábara. Esta cuestión también fue motivo de queja ante el Procurador del Común y, como las demás, respaldada por más de mil firmas de vecinos y veraneantes tanto de Litos como de otras localidades limítrofes.