La obra se representará el próximo 22 de octubre en el Teatro Ramos Carrión de la capital

La compañía madrileña caraBdanza vuelve a Zamora con su última obra artística, Four Seasons. Creada en plena pandemia, el director y coreógrafo de la compañía, Gonzalo Díaz, ha querido en esta nueva función hablar del amor en todos sus sentidos y expresiones: pasional, espiritual, comprometido y solidario. Un emotivo pasaje de sensaciones a ritmo de la recomposición que el músico Max Richter realiza de las Cuatro Estaciones de Vivaldi. La obra se representará en la capital el próximo domingo 22 de octubre en el Teatro Ramos Carrión.

Four Seasons o cuatro formas de comprender el amor

El amor es el punto de partida de esta obra. El sentimiento más humano que condiciona la mayoría de las decisiones que la persona toma a lo largo de su vida. Pero, ¿realmente entendemos el amor? Sobre esta pregunta, los 11 bailarines de la Compañía caraBdanza edifican una dramaturgia corporal donde se dialoga sobre el amor gracias a un juego de duetos, solos y bailes grupales que profundizan en la belleza y el amor con la danza neoclásica como base artística.

Ya la antigua Grecia Clásica distinguía cuatro tipos diferentes de amor, para definir las distintas relaciones personales y los motivos que nos mueven a amar. EROS, como el amor pasional, carnal y más instintivo; STORGÉ, como amor comprometido y duradero que se cultiva a lo largo de la vida; PHILIA, el amor de hermandad, la solidaridad con el prójimo y la búsqueda del bien común y ÁGAPE, el amor espiritual, incondicional y de devoción.

La dramaturgia de Four Seasons relacionará los cuatro cánones clásicos del amor clásico con las cuatro estaciones, las cuáles también afectan en cierta medida a los sentimientos de cada individuo y a la forma en la que se relacionan las personas con el entorno. Para ello, la nueva propuesta artística de caraBdanza coge como base musical la recomposición de Max Richter de la partitura clásica de Vivaldi. Como estructura dramática se ahonda en la composición clásica de las tragedias griegas; utilizando los “episodios” para profundizar en las ideas abstractas y metafóricas del amor a través del lenguaje neoclásico de la danza y los “estásimos” que servirán de transiciones entre las diferentes estaciones. Cada uno de los amores y cada una de las estaciones van tejiendo esta pieza artística de unos 60 minutos que va acompañada de un texto original, escrito por la dramaturga Beatriz Bergamín y en el que se plasman las ideas investigadas sobre el tipo de amor desarrollado en la escena. caraBdanza ha contado para el trabajo coreográfico de Four Seasons con Luisa María Arias, quien fuera primera bailarina solista de la Compañía Nacional de Danza y mano derecha de Nacho Duato.

La puesta en escena de Four Seasons no solo quiere que el cuerpo, el movimiento y la quietud, la música y el silencio cuenten como sujetos para que el espectador sienta, sino que la obra y sus coreógrafos quieren que todos los elementos en el escenario se complementen y transmitan sensaciones al espectador. Desde el vestuario de los bailarines, creado por Carmen Granell y basado en una indumentaria de la Grecia Clásica, o la escenografía diseñada por Miguel Ángel Ramos con la presencia de videoproyecciones de imágenes reales y abstractas, así como la iluminación, ayudarán a envolver a bailarines y espectador en un círculo de amor y emociones.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí