Ambas tablas fueron sustraídas de la predela del retablo mayor, recientemente restaurado, del que faltaban por recuperar las tablas que ahora se entregan

La Guardia Civil ha recuperado dos tablas renacentistas robadas del retablo mayor de la iglesia de Santa Marina de Barcial del Barco, después de más de cuarenta años de su desaparición.

Se trata de dos tablas robadas en septiembre de 1979 en las que aparecen representados San Juan Evangelista y San Pedro, en una de ellas, y San Andrés junto a Santiago el Mayor, en la otra.

Originariamente, las tablas se encontraban en la predela del retablo renacentista realizado en 1540 con el posible mecenazgo del Conde de Benavente, teniendo como referencia el escudo pintado que aún se conserva de él.

La iglesia de Santa Marina de Barcial del Barco, ha sufrido el robo de numerosas obras en diferentes años, quedando todavía pendiente la recuperación de La Anunciación y El Abrazo de San Joaquín y Santa Ana ante la Puerta Dorada, que, aunque no formaban parte del retablo, fueron robadas también en el año 1979.

La investigación posterior para determinar cómo pudieron haber llegado estas obras a las manos de los actuales poseedores continúa abierta, puesto que a pesar de haber transcurrido muchos años, cualquier pista podría permitir recuperar las otras tablas que continúan desaparecidas.

Retorno a la iglesia

En el día de hoy, por parte de la Guardia Civil, se ha hecho entrega de las tablas recuperadas en la iglesia de Santa Marina de Barcial del Barco (Zamora), en un acto en el que ha estado presente el Ilustrísimo Señor Obispo de Zamora, además de personal técnico de la Dirección General de Patrimonio Cultural y Bellas Artes del Ministerio de Cultura y Deportes.