Hasta el momento, se están realizando los estudios de contactos a 25 personas

La Dirección General de Salud Pública de la Junta de Castilla y León ha declarado un brote activo de la COVID-19 que afecta, hasta el momento, a 4 personas en la capital zamorana. El Servicio Territorial de Sanidad está realizando las respectivas encuestas epidemiológicas a los entornos familiares, sociales y laborales.

El Sistema de Vigilancia Epidemiológica, que desarrolla Atención Primaria en coordinación con la sección de epidemiología del Servicio Territorial de Sanidad, está realizando el seguimiento y rastreo de los posibles contactos para que se les haga las correspondientes pruebas. Hasta el momento, se están realizando los estudios de contactos a 25 personas.

La situación del brote se encuentra controlada, si bien tanto los positivos como los contactos deberán mantener las medidas de aislamiento domiciliario y las derivadas de la normativa sanitaria.