Presentadas esta mañana las XXII Jornadas Micológicas de Zamora

Los incendios que arrasaron este verano más de 60.000 hectáreas en la provincia de Zamota tendrán unas funestas consecuencias en la temporada micológica de este año. Las tierras arrasadas, cubiertas por la ceniza, y con todo su manto vegetal calcinado, no van a permitir que las setas se desarrollen con normalidad. Así lo han puesto de manifiesto los expertos este viernes durante la presentación en Caja Rural de las XXII Jornadas Micológicas de Zamora.

Unos daños que, además, no tendrán una solución a corto plazo y que condicionarán el crecimiento de los hongos durante muchos años. Hará falta esperar a que el bosque resurja de las cenizas para que las setas crezcan en tamaño y número como hasta ahora.

Por lo que respecta a las Jornadas Micológicas, en la medida que se puedan recoger ejemplares para montar la exposición que habitualmente protagoniza estas jornadas, dará comienzo el 7 de noviembre, para permanecer abierta en el claustro del Colegio Universitario hasta el día 9. El horario de apertura al público será de seis y media de la tarde a nueve de la noche.

A la exposición en el Colegio Universitario se añadirán la celebración de varias conferencias que tendrán como escenario el salón de actos de La Alhóndiga.

Los socios de la asociación micológica de Zamora pondrán punto y final a las jornadas con una comida en La Tuda el día 12 de noviembre.