La ministra de Defensa visita la futura base del Ejército de Tierra, que contempla la implantación de las últimas tecnologías en eficiencia energética y sostenibilidad ambiental

El proyecto de reactivación de las instalaciones del acuartelamiento militar de Monte la Reina, en Toro (Zamora), avanza muy favorablemente, según han podido constatar hoy la ministra de Defensa, Margarita Robles, y la secretaria de Estado de Defensa, Amparo Valcarce, que han conocido de primera mano los avances de este plan para una futura base permanente del Ejército de Tierra, que será un referente en sostenibilidad y eficiencia energética.

El reacondicionamiento de estas infraestructuras, cerradas desde 1997 y que tendrán capacidad para hasta 1.500 militares, supone un proyecto de referencia para el Ministerio de Defensa, en el que se están aplicando las más avanzadas tecnologías de vanguardia. Asimismo, tendrá una repercusión muy positiva en la economía regional, como generador de riqueza y empleo.

La ministra Robles, que ha asistido a varias presentaciones y ha realizado un recorrido por los terrenos del antiguo campamento militar, ha dado las gracias a todas las instituciones involucradas y ha reiterado el compromiso del Gobierno de España con este proyecto que, ha afirmado, “será positivo para la provincia, para Castilla y León y para el Ejército de Tierra”. Su reapertura está prevista para 2027.

“El Ejército español es un lujo en todos los ámbitos, no solo se merece lo mejor sino que trabaja de la mejor manera, por tanto este proyecto es un tándem ganador, liderado por el Ejército de Tierra y con la colaboración de las instituciones”, ha expresado la titular de Defensa durante la visita, en la que también han estado presentes el delegado del Gobierno en Castilla y León, Nicanor Sen, y el alcalde presidente de Toro, Rafael González, entre otras autoridades.

Robles, que ha estado acompañada del Jefe de Estado Mayor del Ejército de Tierra, general de Ejército Amador Enseñat, ha asistido a varias presentaciones sobre el estado actual del proyecto, a cargo del director general de Infraestructuras, teniente general Luis Cebrián; del consejero delegado de ISDEFE, Francisco Quereda, y del director de Infraestructuras del ET, general de división Joaquín de la Torre.

Durante su exposición, el teniente general Cebrián ha detallado que las tareas de reacondicionamiento se encuentran actualmente en su segunda fase, abordando trabajos como el tratamiento y gestión de residuos vegetales o la creación de infraestructuras viales. En una primera fase ya se actuó sobre el acondicionamiento de los terrenos, el cerramiento o la demolición de edificios, entre otros.

 

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí