Está ubicado en la Avenida Vía del Canal y ha supuesto una inversión de 7,5 millones de euros

Mercadona estrena un nuevo supermercado de carácter ecoeficiente en Benavente. Ubicado en la Avenida Vía del Canal, en el número 215, Ha supuesto una inversión de más de 7,5 millones de euros y la participación de 77 proveedores, que han dado empleo a 345 personas durante la fase de obras.

El supermercado de Benavente, que tiene una superficie de ventas de 1.730 metros cuadrados, incorpora la sección “Listo para Comer”. En ella los clientes podrán disfrutar de bebidas frías y platos listos para consumir servidos en envases fabricados con materiales naturales, como la caña de azúcar (material compostable), el cartón o el papel.

La tienda cuenta con un aparcamiento de 142 plazas (4 de ellas para vehículos eléctricos) y dispone, entre otras mejoras, de una nueva entrada con doble acristalado que evita corrientes de aire, unos pasillos más amplios o un área de descanso con sillas y mesas donde los “Jefes” pueden consumir el plato recién preparado y acompañarlo con bebidas frías.

Con esta inauguración, de los 65 supermercados de Mercadona en Castilla y León ya son 54 los que tienen implantado este modelo eficiente. Se trata de tiendas que cuentan con espacios más amplios y diáfanos, que facilitan la entrada de luz natural, además de nuevos colores y materiales tanto en la fachada exterior de acceso como en la distribución de las distintas secciones

Ahorro energético y reducción de dióxido de carbono

En cuanto al aspecto medioambiental, se han tomado varias medidas que permiten reducir hasta un 40% el consumo energético respecto al modelo de tienda convencional, como la mejora del aislamiento térmico y acústico con la optimización de los materiales y el grosor de paredes y techos o nuevos arcones de congelado más eficientes. Cuenta con un sistema de iluminación LED automatizado que se regula según las zonas y los momentos del día para una mejor gestión energética.

Otra de las medidas es la colocación de 560 módulos fotovoltaicos con los que seguir avanzando hacia el autoconsumo y la descarbonización, porque una tienda de Mercadona con paneles solares ahorra aproximadamente un 20% de su consumo energético anual respecto a una tienda sin energía fotovoltaica instalada, lo que supone una reducción aproximada de 30 toneladas de CO2 por supermercado.

Con el objetivo de facilitar las tareas diarias de los trabajadores (54 en total), este nuevo supermercado incluye múltiples medidas para mejorar la ergonomía y eliminar sobreesfuerzos. Por ejemplo, el nuevo mueble de caja se ha desarrollado en colaboración con el Instituto de Biomecánica de Valencia. La tienda también dispone de zonas comunes para que los empleados disfruten de una mayor comodidad en sus momentos de descanso.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí