Las fuerzas de seguridad han detectado un aumento de la agresividad y la violencia con la que se comportan los maltratadores

En la última semana se ha procedido a la detención de seis personas acusadas de un delito de violencia de género en la provincia de Zamora. Una cifra similar a la de otras semanas pero que sigue siendo una cifra muy alta y que pone de manifiesto que esta lacra social lejos de desaparecer sigue teniendo un amplio arraigo en la provincia.

Según la destacado este lunes el subdelegado del Gobierno, Angel Blanco, hay que destacar además el aumento dela agresividad y la violencia con la que se han empleado los maltratadores contra sus víctimas.

Ha llamado la atención también Blanco la implicación en varios de estos casos de los hijos como víctimas de la violencia machista, algo “inaceptable” y que añade aún más dramatismo a este tipo de situaciones,  ha señalado el subdelegado.

Blanco ha pedido la colaboración ciudadana para que se denuncien este tipo de comportamientos.