Representantes institucionales y sociales se concentran para manifestar su repulsa por el asesinato de una mujer y su hija en Valladolid

Representantes de las instituciones públicas y de los colectivos sociales se han manifestado este mediodía en contra de la violencia de género que ha sumado este lunes dos nuevas víctimas: una mujer y su hija asesinadas con arma blanca de madrugada en su casa de Valladolid.

El subdelegado del Gobierno en Zamora, Ángel Blanco, destacó que la estadística de víctimas es «incompatible» con una sociedad moderna: 1.187 mujeres muertas desde el año 2003, cinco desde que empezó el año y 49 en 2022.

Afortunadamente, añadió, y nadie cree que la violencia de género está dentro del ámbito privado sino que forma parte de un problema social  que debe encararse con la unión de todas las instituciones y con la colaboración ciudadana. En este sentido, agradeció la implicación del Ayuntamiento de Zamora y la Diputación en la lucha contra la violencia de género y conminó a cualquier que conozca un caso de violencia de género a denunciarlo.

La concejala de Seguridad Ciudadana, por su parte, Concha Rosales, trató de explicar el incremento de casos por el «miedo que tienen los hombres a las mujeres sin miedo», una frase del escritor uruguayo Eduardo Galeano. Concha Rosales señaló que es necesario seguir luchando hasta acabar con una lacra que causa «una gran tristeza».