La provincia busca posicionarse en el turismo nacional e internacional en torno a estos tres grandes eventos

Zamora vuelve un año más a la Feria Internacional de Turismo (FITUR) de Madrid con el objetivo de hacerse un hueco en el sector turístico nacional de internacional utilizando para ello sus principales atractivos. En esta ocasión, la provincia ‘venderá’ ante profesionales y amantes del turismo de interior tres grandes eventos.

Como explica el diputado de Turismo, Víctor López de la Parte, los próximos tres años Zamora será protagonista de tres hitos turísticos de máxima importancia que deben de servir para animar el turismo provincial y dar a este sector la trascendencia que merece en la economía local.

En el año 2024, señala el diputado, Zamora volverá a ser protagonista en el sector lácteo mundial con la celebración de la segunda edición de la Feria Internacional del Queso Fromago, que tan buen recuerdo dejó entre los zamoranos y, sobre todo, entre los empresarios vinculados a este producto, que vieron recompensados sus esfuerzos con una campaña de promoción más que sobresaliente.

En 2025 Zamora acogerá una nueva edición de la exposición de arte sacro Las Edades del Hombre, una muestra que ese año tendrá un carácter muy especial dado que será la primera de carácter internacional, al tener dos sedes, una en la capital zamorana y otra en Oporto. Se espera mucho de esta exposición, subraya López de la Parte, dado que tiene que servir para situar a la provincia zamorana en un lugar de privilegio en el mercado turístico portugués.

Para 2026, la provincia se prepara para ser escenario de un fenómeno especialmente curioso, el eclipse total de sol que se registrará en la península el 12 de agosto. Aunque este fenómeno se podrá ver desde muchos lugares del país, Zamora, y en especial la comarca de Benavente, será uno de los lugares más propicios para ver, o mejor, para dejar de ver el sol.  Según los cálculos de los especialistas, mientras que en la capital el eclipe se podrá ver durante unos pocos segundos, en el norte de la provincia su duración será mucho mayor.

La trascendencia de este eclipse hace que los aficionados a contemplar este tipo de fenómenos, un público con un alto poder adquisitivo y la mayor parte de ellos americanos y del centro de Europa, ya estén reservando sus habitaciones en los lugares estratégicos. Una demanda que Zamora, señala el diputado, tiene que aprovechar ofreciendo sus cielos sin contaminación lumínica y sus buenas infraestructuras hosteleras.

Además de estos tres eventos, señala López de la Parte, Zamora volverá a poner sobre la mesa el resto de sus valores medioambientales, patrimoniales y gastronómicos. El Románico será una vez más uno de los grandes atractivos a difundir en FITUR, lo mismo que espacios naturales de la espectacularidad y la belleza de los Arribes del Duero o el Lago de Sanabria.

También estará presente en FITUR, una vez más, la Semana Santa, uno de los grandes atractivos de Zamora. En esta ocasión, la Feria Internacional de Turismo servirá de escenario para la presentación oficial del cartel de la Pasión zamorana en este 2024.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí