Está gestionado por la Asociación de Familiares y Amigos de Enfermos de Alzheimer y otras Demencias de Zamora

El centro residencial ‘Palacio de Valparaíso’, gestionado por la Asociación de Familiares y Amigos de Enfermos de Alzheimer y otras Demencias de Zamora, ha comenzado esta mañana a ofrecer servicio a los primeros residentes. Un hito en la historia de la entidad con el que cierra el ciclo de atención a las personas afectadas por demencia, desde la prevención hasta la última fase de la enfermedad.

Son tres usuarios los que estrenan las instalaciones este lunes 17 de mayo, pero a lo largo de la semana se irán incorporando de forma escalonada hasta ocho; lo que ya ha generado nueve puestos nuevos de trabajo. Cifras que irán aumentando a medida que se vayan ampliando las plazas ocupadas y los servicios propios, los cuales culminarán con la construcción de la zona de lavandería y cocina, aún sin fechas previstas.

La metodología de trabajo basada en la atención integral de la persona ha sido siempre la esencia de AFA Zamora, llevada ahora a su máxima con el objetivo de convertir el Palacio de Valparaíso en el nuevo hogar de sus residentes. Para ello, se ha profundizado en el proyecto de vida de cada usuario —personalidad, creencias, valores, deseos y objetivos dentro de su situación vital— así como en las características de su vivienda actual, personalizando su habitación para acercarse lo máximo posible a sus gustos y rutinas.

El edificio está dotado con la última tecnología, de la que todos sus trabajadores ya se han formado para ofrecer una respuesta de calidad y alta especialización. Los dormitorios están situados en la planta superior del Palacio, mientras que en la planta baja se encuentran, entre otras, las instalaciones destinadas a Centro Terapéutico de Día y a los servicios de Promoción de la Autonomía: ‘Estimulación Cognitiva’ y ‘Promoción, Mantenimiento y Recuperación de la Autonomía Funcional’. De esta forma da comienzo el Centro Multiservicios en su conjunto.

Aunque todos los residentes entrarán ya con las dos dosis de la vacuna contra el COVID-19, por el momento, y acorde a la última guía de actuaciones en las residencias y centros de día públicos y privados de personas mayores y de personas con discapacidad de Castilla y León, no compartirán espacios.

Es más, lejos de relajarse las medidas de seguridad, el Plan de Contingencia creado específicamente por la Asociación de Alzheimer contempla en detalle cómo abordar cada situación, hasta el más mínimo detalle. Un éxito hasta la fecha, en gran parte gracias al esfuerzo y sacrificio de atención del personal.

Cabe destacar que esto ha sido posible gracias a la confianza e inestimable colaboración de la Fundación Valparaíso Sevillano, cediendo el edifico e invirtiendo por encima de los dos millones de euros en la reforma y adecuación del edificio, y de la Excma. Diputación de Zamora, quien ha contribuido en el equipamiento con un total de 310.000 euros repartidos en tres anualidades.